El entrenador de Boca Juniors, Miguel Russo, hará cinco cambios obligados y mantiene una duda en la defensa, para jugar ante Talleres el próximo domingo por la tercera fecha de la Copa de la Liga Profesional de Fútbol (LPF).

El técnico tiene cuatro jugadores en las selecciones que disputan las eliminatorias sudamericanas que son Esteban Andrada (Argentina); y Frank Fabra, Jorman Campuzano y Edwin Cardona (Colombia), a quienes hay que agregarle a Eduardo Salvio, con un desgarro grado 2 en el isquiotibial derecho.

Aparte de las variantes también hay una duda en la defensa: quién acompañará a Lisandro López, si será Carlos Izquierdoz o Carlos Zambrano.

Russo evalúa darle descanso a Izquierdoz, ya que se acerca el partido de ida de octavos de final de la Copa Libertadores contra Internacional de Porto Alegre, el miércoles 25, y el zaguero no tiene descanso desde la vuelta del fútbol, en el marco del parate que hubo por la pandemia de coronavirus.

El mismo caso es el de Carlos Tevez, la figura de Boca en los últimos partidos y quien jugó siempre desde que se reanudó el fútbol, pero es difícil que el entrenador le de descanso en este momento al “Apache”, quien seguramente será suplente en el partido ante Lanús, el viernes 20 a las 19.20 en la Bombonera.

El posible once para recibir a la “T” sería entonces con Agustín Rossi; Julio Buffarini, Lisandro Lopez, Izquierdoz o Zambrano y Emmanuel Mas; Sebastián Villa, Diego González, Nicolás Capaldo y Gonzalo Maroni; Franco Soldano y Tevez.

Los cambios confirmados son el de Agustín Rossi por Andrada, Mas por Fabra, el debut desde el inicio del “Pulpo” González por Jorman Campuzano, Maroni por Cardona y la vuelta a la titularidad de Soldano por el “Toto” Salvio.

En la formación que reciba a Talleres habría dos notas “salientes”: una es la vuelta de Villa a la Bombonera después que la dirigencia le levantara la medida por la cual no jugaba en forma oficial, en el marco de la causa que afronta por violencia de género tras la denuncia de su exnovia Daniela Cortés.

La otra sería el debut desde el comienzo del “Pulpo” González, la última incorporación del semestre, quien llegó libre de Racing.

El volante, de 32 años, será titular ante la anunciada salida de Guillermo “Pol” Fernández, quien según la secretaría de fútbol que encabeza Juan Román Riquelme comunicó que no quería continuar en la institución.

La respuesta del “Xeneize” hacia el volante fue muy dura: “Boca Juniors informa en relación al jugador Guillermo Fernández que si bien el club tenía acordada con el Cruz Azul, de México, una opción de compra que vence el 31 de diciembre, en los últimos días el jugador comunicó que no quería continuar en la institución”.

“Por tal motivo, ante la voluntad expresada por el jugador, Boca no hará un esfuerzo de compra tan grande, por lo que ha tomado la decisión de no hacer uso de la opción vigente”, agregó.

Ayer hubo una reunión entre el volante de 29 años y el DT Russo, en donde se acordó que el futbolista seguirá entrenado en forma normal hasta que termine su préstamo, pero no jugará más en el equipo boquense.

Es muy posible que “Pol” Fernández publique a través de las redes sociales un texto en el que explicaría sus molestias por la situación, con la intención de salir al cruce de lo expresado por el Departamento de fútbol que encabeza Juan Román Riquelme.

Boca trabajará mañana desde las 9.30 en el centro de entrenamientos de Ezeiza y luego el plantel tendrá libre, para reintegrarse el domingo desde las 18.30 en Casa Amarilla para merendar y luego trasladarse hacia la Bombonera, a metros del predio “Pedro Pompilio”.

Boca, líder de la Zona 4 de la Copa de la Liga Profesional con seis puntos, recibirá el próximo domingo a Talleres de Córdoba, desde las 21.15, con el arbitraje de Patricio Loustau.

Para mantenerte informado con todas las noticias de Boca Juniors podés seguirnos en nuestras redes sociales (Twitter o Facebook) o mantenerte informado en nuestro Canal de Telegram.