A pocos días para que Boca se enfrente al Atlético Paranaense, Gustavo Alfaro determinó que Paolo Goltz y Junior Alonso serán titulares en Curitiba el próximo 24 de julio, pues, conformarán la dupla central de el xeneize.

Lée también Boca negocia con Nicolás Pareja y Germán Conti como posibles refuerzos

Con la incertidumbre a cuestas, el director técnico del plantel, Gustavo Alfaro tomó la difícil decisión. ¿El motivo? las bajas que ha sufrido Boca en las últimas semanas. Los detonantes que forzaron a lechuga, obedecen a la salida inesperada de dos importantes jugadores: Carlos Izquierdoz (por suspensión) y Lisandro López (por el desgarro en su gemelo).

La preocupación de Alfaro se debe a que ambos jugadores deben preparase y aprender a formar un equipo en tan corto tiempo. Este par solo han jugado juntos en un partido amistoso contra Aldosivi, en el que compartieron 90 minutos en la cancha.

Otro dolor de cabeza para Alfaro es la condición física de Paolo Goltz. Estuvo prácticamente  6 meses sin jugar y se le suma una lesión que sufrió en la pretemporada 2019. Por el momento, ambos jugadores se encuentran entrenando para perfeccionar las técnicas en el campo de juego. En su primera práctica formal, tuvieron como atacantes a Tevéz, Pavón, Benedetto y Hurtado.

Lée también Boca rechazó 12 millones de dólares del Olympique de Marsella por Benedetto

La dirigencia xeneize confirmó a la prensa deportiva, que incorporar a un central por un solo partido sería una locura. Por tal motivo, la decisión un tanto forzada por las circunstancias, coloca a Goltz y Alonso en la responsabilidad de defender al plantel ante el equipo brasileño Atlético Paranaense.